Hypetros

Hypetros se constituye como un espacio para la actualidad y la opinión sobre la problemática de la vivienda en España

“La ILP era totalmente correcta desde un punto de vista jurídico”

Hypetros ha consultado con Irene Escorihuela, trabajadora del Observatori de Derechos Económicos, Sociales y Culturales (DESC), que se encarga de dar formación sobre temas jurídicos relacionados con la vivienda y colabora como organismo con la PAH en la realización de informes sobre vivienda.

¿Qué trabajo se lleva a cabo desde el observatorio con relación a la ILP?

Irenefinal

Irene Escorihuela, en una foto de perfil de sus redes sociales.

 

El observatorio ha sido uno de los grupos promotores de la ILP y actualmente trabaja con la PAH en temas de formación sobre derecho a la vivienda. Se encarga de la parte más teórica; des de aquí se realizan cursos a estudiantes de derecho o servicios sociales, seminarios, y formación sobre temas jurídicos y la pah se encarga del contacto directo con los afectados. Además, ahora trabaja con la Plataforma para la elaboración de un informe conjunto sobre la situación actual de la vivienda.

¿Cómo surgió ‘Juristas por la ILP’?

A partir de la situación a la que llevó la legislación sobre vivienda, los juristas se movilizaron y se pusieron en contacto -también los de la PAH-, para la elaboración de un manifiesto general que fuese comprensible y que estuviese al alcance de la firma de muchos. Con la ayuda del blog on-line la información llegó pronto a toda España, además de concretarse en colegios de abogados y universidades. Se alcanzó el apoyo de más de 500 juristas, que firmaron y dieron respaldo al escrito en circulación. En este sentido, cabe recordar que el mundo jurídico es bastante conservador, por lo que la cifra de 500 firmas tiene mucho peso. Entre otros factores no hay que olvidar que el apoyo de juristas de renombre ha ayudado mucho a la legitimación del movimiento.

¿Qué demanda tienen los cursos del Observatori? ¿Qué papel juegan y qué herramientas son necesarias para hacer frente a desinformación actual de los ciudadanos?

La situación actual es bastante grave por lo que se refiere a los recortes y privatización (sectores como la sanidad o la educación también están sufriendo mucho), de manera que cada vez más personas se interesan por los derechos sociales y cómo defenderlos. En el Observatori ayuda que haya profesores de universidad y en parte a través de ellos se difunden los seminarios o los cursos que ofrece el ayuntamiento y la diputación.

Sí que hay demanda, pero cabría llegar más lejos. Aunque no sea competencia del Observatori, sabemos por los informes de Naciones Unidas que es necesaria una asignatura sobre derechos humanos, por ejemplo, en la edad escolar. Es fundamental que esta información llegue a los niños para preparar a la sociedad, así que es necesario trabajar muchos aspectos para hacer frente a la situación actual. Esta información es también fundamental para los niños.

¿El Observatori tiene contacto con partidos políticos ?

Sí. Algunos solicitan información sobre los seminarios y asisten a estos. Hace poco, por otra parte, nos hemos reunido con la consejería de vivienda de Andalucia, que ha planteado una ley que fuerza el alquiler de los pisos vacios, conocido como el alquiler social. Fue aprobada en abril y la verdad es que parece ser que las cosas irán avanzando en ese sentido; cada vez más territorios aprobaran este tipo de normativas. Canarias se está planteando elaborar una nueva ley de vivienda y Euskadi siguió ya ese camino. De momento por lo que respecta a Catalunya existe una normativa similar o que podríamos entender como más o menos avanzada en ese sentido, pero no se ha llegado a aplicar.

¿Ha habido un cambio de actitud en la PAH y Juristas desde el rechazo de la ILP?

Se continua haciendo presión aunque haya finalizado la campaña de escraches. La ILP no se puede recuperar, pero la calle tiene mucha fuerza y ya hay muchas personas que quieren cambiar la legislación actual. No sé qué campañas vendrán, pero la PAH ha afirmado que continuará trabajando y presionando para que las demandas populares lleguen a los partidos políticos y estos actúen.

El sector financiero ejerce mucha presión sobre los partidos políticos. ¿Pasa lo mismo con el poder judicial?

En primer lugar, hay que tener en cuenta que el poder judicial es y debe ser independiente. Al ser constitutivo de delito ejercer influencias sobre este, es más difícil que el sector financiero lo presione. El problema no son tanto las posibles presiones, que seguramente las hay aunque sean sutiles, sino la legislación. Hay jueces más progresistas y jueces que lo son menos, pero aún así la legislación deja poco margen de maniobra a aquellos que pretendan favorecer al ciudadano. Así, se parte de una ley hipotecaria totalmente desigual, porque ampara al banco al indicar que la deuda debe ser pagada. Es cierto que ha habido sentencias de dación en pago, pero se podría hacer mucho más con una ley igualitaria.

¿Por qué se ha rechazado la ley? ¿Es necesaria más fuerza en el movimiento de juristas?

No es tanto un problema de voluntad jurídica sino de voluntad política. La ley de la ILP era totalmente correcta y aplicable desde un punto de vista jurídico. Se podía aplicar, lo que pasa que el Partido Popular es mayoría absoluta y no la ha querido aprobar. Por otra parte, es una ley que también perjudica a la banca. El Partido popular, que representa estos intereses, ha decidido que no se aprueba; no porque la ley estuviese mal planteada, sino porque no beneficia a los poderes que representa.

La verdad es que ley era avanzada, pero tampoco para hacer la revolución. No había por qué escandalizarse, en otros países hay cosas similares.

¿Cómo hubiese influido la ILP en el mundo jurídico? ¿Cuál sería la situación de los desahuciados?

La dación en pago retroactiva hubiese supuesto la condonación de la deuda. Es el sentido de la palabra ‘retroactiva’; a las personas que ahora no tienen su casa y que presentan deuda a día de hoy, se les hubiese perdonado la deuda hipotecaria.

¿Qué esperanzas hay para aplicar una ley más igualitaria? ¿Cabría esperar un cambio de gobierno o el trabajo por territorios?

Por territorios cambian las cosas y se puede avanzar, pero a nivel general la competencia sobre vivienda es del Estado. Tendría que cambiar la ley estatal. Desde luego con el Partido Popular la situación no ha cambiado ni parece que vaya a cambiar.

¿Cómo es la legislación de otros países? ¿La ILP ha tenido referentes fuera de España?

La legislación de otros países es diferente. En muchos casos no existe la deuda para toda la vida y hay más posibilidad de negociación con el banco.

En Francia, por ejemplo, disponen de una tregua invernal y durante los meses de frío no se desahucia a nadie. También los hay que optan por leyes de segunda oportunidad: si tienes una deuda y no puedes asumir más pagos, se te perdona. Durante unos años no puedes tener muchos ingresos y empiezas de cero (es similar al concurso de acreedores de las empresas españolas). En este país se ha propuesto eliminar la deuda de por vida, pero tampoco se ha aprobado.

Por otra parte, la situación en otros países no es tan trágica. Aquí se ha llevado a cabo una política de compra muy fuerte. Allí es más común el alquiler. Desde arriba, en España, se ha transmitido que comprar es bueno y eso ha influido mucho a los ciudadanos, se les ha convencido; si el banco te dice que puedes firmar la hipoteca aunque tengas un sueldo bajo o trabajo precario, la firmas. En general no se comprenden las cláusulas abusivas, y si el banco no las explica las personas firman. Es lo que ha pasado también con las preferentes. Los clientes no las hubieran aceptado si las hubiesen entendido.

……………………………………………………………………………………………………………………………

Irene concluye que tiene esperanzas en que cambie la legislación. Sabe que quizás cabría esperar otro color político en el gobierno estatal, pero considera muy positivo que la ILP  haya tenido el apoyo de tantos juristas y que la sociedad esté cada vez más volcada. Nos despide afirmando que poco a poco se están aprobando normativas por territorios y que eso, a la larga, puede producir efectos en la ley hipotecaria estatal. Cabe seguir trabajando y no disminuir la presión que se ejerce también en la calle, concluye antes de despedirnos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en mayo 26, 2013 por en Actualidad, Entrevistas, Expertos, Legislación, Uncategorized y etiquetada con , , , , , , , .

Navegación

A %d blogueros les gusta esto: